xvideos spankbang watchfreepornsex foxporn pornsam pornfxx porn110

Síndrome Boreout: aburrimiento en el lugar de trabajo


Últimamente, se está observando un nuevo síndrome entre los trabajadores, el llamado síndrome de Boreout, una situación de aburrimiento crónico en el trabajo, un aburrimiento que puede incluso llegar a desencadenar problemas de salud tales como ansiedad o estrés.

Aunque antes de continuar, hemos de diferenciar el síndrome de Boreout, del famoso Síndrome de Burnout o estar quemado.

El Burnout es una respuesta inadecuada al estrés laboral crónico que suele aparecer mayormente en organizaciones de servicios, en personas que están previamente muy motivadas por su tarea pero tienen una sobrecarga cualitativa de trabajo que les estresa.

Esto les lleva a sufrir un proceso de estrés progresivo que desemboca en disminución de la eficacia y eficiencia de la persona, sensación de cansancio físico y emocional, aislamiento, falta de implicación y cuadros de ansiedad o depresión con intentos de suicidio en casos extremos.

En contraparte, el Boreout es un síndrome complejo y repentino ocasionado por una serie de factores que pueden generar aburrimiento crónico, baja autoestima y depresiones y que pueden terminar en bajas laborales reduciendo la productividad de la empresa y la salud mental y emocional del trabajador. 

¿Pero cómo surge el Boreout?

El Síndrome de Boreout surge de una manera repentina cuando las personas en su trabajo cuentan con los siguientes factores:

1. Inestabilidad del empleo, es decir que trabajador no tenga claro su futuro en la organización.

2. Trabajar solo por el dinero, es decir no estar donde se desea y no sentirse realizado. 

3. Posibilidades de promoción nulas dentro de la empresa, es decir sin expectativas de cambio.

4. Conflictos de rol, por ejemplo, sobrecapacitación del profesional para la tarea o falta de definición de sus funciones.

5. Perdida de vocación.

6. Repetitividad de las mismas tareas una y otra vez y sin encontrarle un sentido, es decir monotonía.

7. Liderazgo ineficiente por parte de los superiores, que no permiten a los trabajadores participar y desarrollarse.

Si los trabajadores se ven expuestos a estos factores pueden ser más proclives a sufrir el Boreout, que aquellos que no lo están.

¿Qué consecuencias puede tener el Síndrome de Boreout?

El Síndrome de Boreout puede provocar serios problemas como:

1. Aumento de la fatiga y sensación de cansancio.

2. Reducción de la capacidad de concentración.

3. Actitud negativa hacia todo lo relacionado con el trabajo.

4. Comportamientos hostiles que podrían generar conflictos laborales.

5. Aumento de la probabilidad de consumir sustancias psicoactivas.

6. Aumento de los problemas musculares.

¿Cómo nos podemos dar cuenta de que un trabajador padece el síndrome de Boreout?

El síndrome de Boreout se manifiesta mediante tres características:

Infraexigencia: Los trabajadores al percibir que sus tareas no tienen ningún sentido, o al tener la percepción de que su talento está siendo desaprovechado, no van a rendir o van a rendir por debajo de lo que pueden. Incluso de una manera deliberada.

Aburrimiento: Se puede observar en los trabajadores un estado anímico de apatía general y de dudas. Observando que el empleado no se dedica a ninguna labor, o apenas hace lo mínimo durante la jornada laboral. También puede ser debido a que no hay ninguna tarea que realizar o en ocasiones es porque el trabajador se encuentra tan desmotivado que no piensa realizarlas por que no les ve ningún sentido.

Desinterés por las tareas: El trabajador no se identifica con el puesto de trabajo y no siente ninguna motivación por realizar las tareas que tiene asignadas. Suele realizarlas de manera rápida y mal o directamente no las realiza.

¿Cómo podemos prevenir el síndrome de Boreout?

Para que en nuestra organización no ocurra el síndrome de Boreout, es fundamental la prevención. Ésta la podemos realizar mediante diversas acciones encaminadas a que este Síndrome no se presente en los trabajadores:

1. Mejorar el clima laboral, de manera que se promueva el trabajo en equipo.

2. Dar un alto grado de autonomía a los trabajadores.

3. Definir claramente las funciones y rol de cada uno de los trabajadores de la organización.

4. Impartir talleres de inteligencia emocional y de resolución de problemas a los trabajadores.

5. Mejorar la implicación y participación de los trabajadores en la vida de la empresa mediante programas específicos.

6. Fomentar la flexibilidad horaria en la organización.

7. Intentar crear oportunidades de promoción para los trabajadores.

¿Y si ya tengo un trabajador con Síndrome de Boreout?

Si el trabajador ya parece el síndrome de Boreout, podría mejorar si se aplican las medidas preventivas que se indicaron anteriormente, pero también requieren otra serie de medidas más específicas que pueden ayudarles:

1. Invertir en los empleados. Invertir en ellos les hará sentir que son valorados e importantes para la organización. Hay muchas formas de invertir, desde invitarles a comer o darles un beneficio extra, hasta pagarles cursos de formación.

2. Ofrecerles retos y desafíos: Cuando los trabajadores perciben que sus tareas no tienen sentido (por ejemplo, limpiar una superficie que se va a volver a ensuciar…) es probable que sufran síndrome de Boreout, por ello estructurar los trabajos de manera que se alterne entre periodos monótonos y aquellos que supongan un mayor desafío cognitivo serán de gran ayuda para ayudar al trabajador que sufre de síndrome de Boreout.

Si eres tú a nivel individual quien padece el síndrome de Boreout y tu organización no hace nada para evitarlo, es aconsejable que recibas psicoterapia que te haga pasar a la acción y tomar decisiones que te ayuden a cambiar tu vida como la terapia breve centrada en soluciones.

También la logoterapia puede ayudarte a cambiar la forma en que ves la situación encontrando con ayuda del psicoterapeuta situaciones “ocultas” que le den sentido a tu trabajo.

Pues como dice Marcel Proust:

“Los verdaderos viajes de descubrimientos no consisten en buscar nuevos paisajes, sino en mirar con nuevos ojos los que ya conocemos”

Como se puede observar existen diversas opciones, que, si estamos alerta, podremos detectarlas y reaccionar ante ellas para evitar que los trabajadores padezcan síndrome de Boreout.

De todas formas, la prevención es fundamental para que no llegue a ocurrir, por lo que aumentar las medidas preventivas para ello, es la clave para que no surja este mal en las organizaciones. 



Fuente